12.6 C
Puno

Joven denuncia que su madre no quiso cocinar nada por el Día de la Madre

Must read

Visiblemente consternado se mostró un adolescente de 28 años, pues esta tarde, su madre, con la que aun vive, se negó a preparar una parrilla en honor a sí misma, dejando con hambre durante el resto del día a los tres hijos conchudos con los que ha cargado las últimas tres décadas. La crisis familiar entre la señora y el zángano sucedió en la ciudad de Huancayo, lugar en el que doña Hermelinda A., madre del menor identificado con las iniciales C.H.U.P.A., fue despertada por este último a las 9 a.m., pues este aducía estar con una gran resaca y le apetecía un jugo de papaya con dos panes con chorizo. “Anoche estuve chupando por ti, viejita. Toma un sol, compra pan y luego con el chicharrón los metes a la waflera que te he traído por tu día, cholita“, adujo, obligando a su progenitora a salir y hacer la cola de su vida, pues en la bodega del barrio dos decenas de jóvenes, a los que tampoco les importaba su madre pero hacían la finta, esperaban su turno del pan francés.

“Ya no lo soporto. La otra vez me dejó empeñada por una caja de cerveza en Pilcomayo, y el bodeguero me tuvo secuestrada dos días, hasta que en un operativo el jijounavaliente se acordó de la dirección. Hoy día, luego de que le preparé el pan, se volvió a dormir y cuando se despertó, mientras buscaba narraciones de Dota 2, me dijo que saque carbón y vaya a comprar carne, ‘porque hoy en tu día vamos a comer muy rico, mi reina’. Yo ya no lo aguanto, yo quiero que se titule de una vez y se vaya de la casa, ¡joven Arnulfo, él empezó a estudiar cuando todavía daban Mil Oficios!“, sostuvo doña Hermelinda mientras se comía un pan con huevo de cena, pues el parásito tampoco le dejó para el gas.

Al cierre de esta edición se supo que la afectada ya se preparaba para despertar, mañana a las 5 a.m., a prepararle el desayuno al resto de sus hijos “que también son zánganos, pero no estudian antropología, así que no es tan evidente“, llenar un tanque de agua porque el agua se va a las 4, preparar el almuerzo, lavarle la ropa al menorcito de 23, preparar la cena y hacer la lonchera del otro angelito de 32, quienes aun no llegaban a saludarla porque estaban desde el día anterior en un baile por el Día de la Madre.

- Advertisement -spot_img

More articles

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisement -spot_img

Latest article